16 junio 2007

2 caras de la moneda

Denunciaron agresiones y violación al derecho a manifestar
Dirigentes estudiantiles acudieron ayer ante la sede de la Fiscalía General de la República a consignar sus denuncias por los presuntos maltratos de los que fueron víctimas el jueves pasado, cuando intentaron infructuosamente llegar hasta la plaza Caracas, en el centro de la capital.

Stalin González, presidente de la Federación de Centros Universitarios (FCU) de la Universidad Central de Venezuela, y Yon Goicoechea, representante estudiantil de la Universidad Católica Andrés Bello, rindieron declaración ante la fiscal número 127 del Ministerio Público, Isleyer Contreras.

"Presentamos declaraciones en relación con las personas que resultaron levemente heridas el día de ayer (jueves). Todos los estudiantes queremos que se investiguen los hechos", declaró Goicoechea, luego de comparecer ante la Fiscalía.

Señaló que el trámite judicial que realizaron, el cual duró más de dos horas y media, "fue un proceso engorroso. Hicimos el relato de lo que ocurrió. Ojalá esta investigación sea imparcial, plural y siga al pie de la letra lo que tiene que ver con la independencia del Ministerio Público", indicó. Dijo que también solicitaron ante la Fiscalía General que las autoridades garantizaran el derecho de los estudiantes a manifestar. "Si en el centro de Caracas pueden manifestar los afectos al Gobierno, los partidos políticos, también en el centro podemos manifestar los estudiantes y es eso lo que hemos pedido al Ministerio Público", declaró Yon Goicoechea.

Por su parte, y en referencia a los estudiantes lesionados, Stalin González, quien tenía todavía un hematoma en la frente, señaló que la Fiscalía había emitido oficios para que tres de los estudiantes supuestamente lesionados acudieran a la medicatura forense a realizarse las experticias de rigor. Reiteró que no sólo fue golpeado en la frente, sino que un policía metropolitano le roció gas tóxico en su rostro. Dicho funcionario habría sido identificado minutos después del hecho por González ante el director del cuerpo policial, general, Juan Francisco Romero, pero éste procedió a retirarlo del sitio y no reveló su nombre.

Luego del incidente del jueves, el Ministerio Público abrió una investigación ese mismo día, pero sobre la presunta agresión de la cual habrían sido objeto tres funcionarios de la PM durante los mismos hechos, ocurridos precisamente al frente de la Fiscalía General.

Para estudiantes bolivarianos no hay represión

Representantes de la Federación Bolivariana de Estudiantes (FBE) afirmaron que los estudiantes que han protestado por la defensa de los derechos civiles tienen planeado realizar actos violentos en los diversos estados del país, con la finalidad de "buscar un muerto estudiantil".

Carlos Sierra, presidente de la FBE, rechazó los hechos sucedidos el jueves en las afueras de la Fiscalía General de la República. "Aquí en Venezuela dicen que hay represión, pero no se ha visto el primer estudiante muerto", dijo el estudiante Sierra.

Sierra sostuvo que los estudiantes que se presentaron en la Fiscalía "amedrentaron contundentemente" el cordón policial que se apostó en la avenida México, y que luego quisieron "montar ese show mediático de que les echaron gas tóxico en la cara".

Sierra agregó que los actos de los estudiantes eran una incitación a la violencia.

Igualmente, la FBE dio apoyo al alcalde Freddy Bernal por haber decidido que los jóvenes no podían seguir hasta El Silencio y acusó a los rectores de las universidades Central de Venezuela y Católica Andrés Bello, de estar "detrás de ese proceso conspirativo y guarimbero".

El dirigente estudiantil informó que llevarán adelante diversas actividades en universidades tanto públicas como privadas.

"Realizaremos debates, pero debates verdaderos, unos debates con las comunidades, en Petare, en Bolívar, en los concejos municipales, con los estudiantes en la UCAB y Santa Rosa", indicó.

Publicar un comentario