22 julio 2007

Chávez afirma que el socialismo respetará la pequeña propiedad

El presidente Hugo Chávez afirmó que el socialismo que se implantará en Venezuela será respetuoso de la propiedad privada, en especial de la pequeña propiedad y de aquéllas de cualquier dimensión que sean productivas.

Chávez habló del tema tras decir que sectores de la oposición están tratando de "sacarle punta" al discurso pronunciado por el ex ministro de la Defensa, general en jefe Raúl Isaías Baduel, en el que alertó acerca de los riesgos de repetir los errores de anteriores sistemas socialistas, entre ellos el afán de convertir al Estado en el único propietario de todos los bienes.

"Que el socialismo no debe repetir los errores de otras experiencias es elemental -dijo-. Ayer mismo lo hablaba con Daniel Ortega. Le pedí que me hablara de los errores cometidos por ellos hace 20 años (...) Una conclusión de estos buenos amigos sobre el socialismo es el tema de la pequeña propiedad privada, en especial la de la tierra. Daniel dice que cometieron el error de quitarle la propiedad a todo el mundo y eso hizo que mucha gente sandinista se volviera en contra".

Chávez aseguró que también Fidel Castro y Alexadre Lu-kashenko coinciden en este punto. "No se trata de estatizar todas las propiedades. Digo esto porque hay camaradas que siguen planteando esto de manera dogmática. Nuestro socialismo acepta la propiedad privada, siempre dentro de un enfoque de utilidad social. Aceptamos la presencia de empresas privadas de cualquier país del mundo, siempre y cuando cumplan nuestras leyes, bienvenidos siempre, nos hace falta su aporte", expresó.

Grosera intervención
Chávez, durante la inauguración de la nueva imprenta del Ministerio de Cultura, leyó el despacho de una agencia noticiosa en el que se afirma que las relaciones entre Estados Unidos y Honduras se han enfriado porque el presidente Manuel Zelaya estuvo el jueves en Managua, junto a Ortega y Chávez, celebrando el 28 aniversario de la Revolución Sandinista.

"Qué cosa tan absurda y grosera, tratar de chantajear a un presidente porque haya ido a visitar a otro país", expresó.

Según Chávez, el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, tiene una especie de obsesión con él. "El presidente Bush tiene una cartilla anti-Chávez: primer punto Chávez, y se la lee a todos los que se entrevistan con él, no importa si son representantes de países pequeños o de grandes potencias. La presión para que no me recibiera el presidente ruso, por ejemplo, fue grande. Y con los presidentes de Centroamérica no quieren ni siquiera que se reúnan conmigo. Es una cosa impresionante, irracional, una obsesión", señaló.

En tono de broma, el mandatario dijo que habitualmente se entera de las conversaciones que tiene Bush en su oficina. "Tengo problemas con el inglés, pero igual me entero", apuntó.


Publicar un comentario