01 agosto 2007

Tiempo perdido

Comienza el octavo mes del año y desde hace días se nos confirma lo que desde hace mucho sabemos la mayoría de los venezolanos: que este Gobierno no es más que una inmensa pérdida de tiempo para el desarrollo del país. El propio Chávez reconoció que el sueño ilusorio de un gasoducto hacia el sur se había "enfriado" (eufemismo para decir que fracasó en el intento, como también fracasó con el ingreso a Mercosur y al Consejo de Seguridad de la ONU).

Dentro de la reforma constitucional se plantea ahora que volvamos al Distrito Federal (vuelta atrás); Barreto reconoce que la inseguridad está en el mismo punto que en 1998 (lo cual dudamos; todo indica que está peor, si por la cifra de muertos nos guiamos): estudiantes de medicina de las nuevas universidades patrocinadas por el Gobierno, se retiran de sus estudios porque durante el primer año sólo se les da ideología y nada de medicina; la producción del campo sufre los embates de la falta de planificación y conocimiento, lo cual se nota en los anaqueles de los mercados obligando al Gobierno a importar lo que hasta hace 8 años se conseguía en el país; los industriales piden medidas urgentes para recuperar su producción cosa que se logrará en no menos de 10 años. En materia de salud, los actuales diseños sanitarios han regresado a Venezuela a la situación de los 60` o antes, por la proliferación de enfermedades que se consideraban ya erradicadas. El modelo político que se nos ofrece tiene como inspiración a Marx y a Engels (para lo que el propio Chávez recomendó su lectura a los miembros de la Conferencia Episcopal).

Por donde se mire, no hay aspecto en nuestro país donde no sintamos el desesperante tufo de la miserable pérdida de tiempo. Pero tal vez lo mas patético es que la oferta del presidente de la República sea pedir mas TIEMPO en el ejercicio del poder para llevar adelante su ineficiente proyecto. Y para ello ha anunciado que invertirá el tiempo y los recursos necesarios. Dos cosas, (tiempo y recursos) que no se cansa de malgastar.

Publicar un comentario