19 noviembre 2007

Baduel se volteó... (10)

Abstención favorece el fraude en marcha

“Este es un momento trascendental para nuestro país, pues se está pretendiendo hacer, disfrazado de reforma constitucional que yo no temo, y no temía, en calificar como un fraude constituyente en curso de que si llega a materializar tendrá unas consecuencias bastante graves para nuestro país”, afirma el general Raúl Baduel, ex ministro de Defensa.

—General, ¿cómo se siente luego de haber producido un huracán político en el país. De haber escuchado en boca del presidente Chávez y de muchos de sus antiguos compañeros, descalificaciones, insultos. Incluso de haber sido “juzgado” en el Poliedro por un tribunal revolucionario, enfrente de Chávez, que por “traidor” lo condenó al paredón?

—Tranquilo con mi conciencia, para comenzar, porque siempre he procurado actuar de acuerdo a los principios que me han inculcado en el seno de mi hogar, que me han reforzado en la Academia Militar y que a lo largo de mi vida activa como soldado se han reforzado.

Era previsible una reacción de esa naturaleza, aunque, en todo caso, aspiré también que se hubiese abierto un debate más serio centrado en el mensaje, más no en atacar al mensajero o quien da el mensaje, en opinión del general.

Este es un momento trascendental para nuestro país, pues se está pretendiendo hacer, disfrazado de reforma constitucional que yo no temo, y no temía, en calificar como un fraude constituyente en curso de que si llega a materializar tendrá unas consecuencias bastante graves para nuestro país.

NO AL MARXISMO

—¿Cuáles fueron las preocupaciones, frente a la evolución del llamado proceso bolivariano, que motivaron sus pronunciamientos del 18 de julio y del 5 de noviembre?

—Decía en ese momento, que de una vez por todas, se debe dilucidar que un régimen de producción socialista no es incompatible con un sistema profundamente democrático, con contrapeso y división de poderes. En este aspecto considero que sí deberíamos apartarnos de la ortodoxia marxista que considera que la democracia, con división de poderes, es solamente un instrumento de dominación burguesa.

—¿ A su entender, no está planteada una reforma, sino una nueva Constitución?

—Ciertamente a todas luces, esa mal llamada reforma, es una nueva Constitución y una nueva Constitución no se hace a través de una reforma. Una nueva Constitución se hace convocando al poder constituyente originario, según lo que establece artículo 347.

—Por eso también —agregó Baduel— aspiraría y aspiro, que como ciudadano se cumplieran las opciones que yo llamo ideales. Que los coproponentes, el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo, retiraran su propuesta para bien del país. Y la otra opción ideal sería que el Tribunal Supremo de Justicia, que todavía está en tiempo hábil, se pronunciara sobre lo que es obvio.

“NO” ES EL ARMA DEMOCRATICA

—Heinz Dieterich, el filosofo mexicano-alemán de orientación marxista leninista, ideólogo del régimen y asesor del presidente Chávez, advierte que la convocatoria suya a votar en contra de la reforma constitucional, “ha abierto una fase de incertidumbre que podría tener graves consecuencias para el proyecto popular venezolano”.

—Yo coincido con Heinz en que independientemente de cuáles sean los resultados del evento comicial del venidero dos de diciembre, se abre una nueva dinámica política favorable a todos los sectores en nuestro país.

Indudablemente, si ya yo he fijado mi posición diciendo que la única arma cívica y democrática que nos queda es el ejercicio de la ciudadanía a través del voto y del voto negativo, porque, respetando las posiciones, ya hablé de las dos opciones ideales, ¿cuales son las opciones que tenemos? ¿La abstención?

La abstención favorece definitivamente a que triunfe este fraude constituyente en curso, porque el mismo artículo 345 de nuestra Constitución Nacional vigente le quita fuerza a la abstención como un mecanismo de manifestación de voluntad política.

En algunos sistemas y en algunos países la abstención es prácticamente un voto negativo si no se cumple un nivel de participación, que en algunos casos lo colocan en un cincuenta por ciento del padrón electoral. Si no se cumple, es inválido ese proceso. “Aquí no, aquí si uno solo de los venezolanos lo hace por el SÍ, nos impone una constitución al resto”, refirió.

SEAMOS PRAGMÁTICOS

—Un sector de la oposición cree que la abstención en las elecciones parlamentarias de diciembre de 2005 fue un golpe devastador para el régimen, lo que no hubo fue continuidad en la acción política, acotó RB.

—Entonces a los efectos prácticos, seamos pragmáticos, seamos objetivos, ¿Cómo arma de deslegitimación tuvo fuerza eso?
—Es también la reflexión que yo hago.

—Una pregunta obligada y me la hacen personas con las cuales me topo, Baduel tú dices y válidamente, que esta reforma es un fraude constituyente en curso y prácticamente un golpe de Estado contra la Constitución, ¿por qué, entonces, nos invitas a votar, lo que sería una validación de ese fraude?

—Por una cuestión objetiva, ya no nos dejan otra alternativa, vamos prácticamente a una confrontación asimétrica.

—¿Cuál es la otra opción?

—El activismo de calle. Bueno, también está reconocido y consagrado como un derecho, la protesta. Pero ya hemos visto hasta donde conduce y termina la protesta. Casi se vuelve, no una solución, sino el fin último que es la violencia y damos excusas, entonces, para que haya toda una arremetida violenta contra los manifestantes.

Como soldado no puedo dejar de hacer alguna consideración. He sido formado profesionalmente para la administración de la violencia legal y legítima del Estado.

Pero soy un convencido de que más que administrador de la violencia legal y legítima del Estado, los soldados debemos ser generadores de sosiego. Por lo tanto, las acciones de calle, a mí me generan particular inquietud.

LA LEALTAD DE LA FAN

—General, ¿en las actuales circunstancias qué podemos esperar los venezolanos de nuestra Fuerzas Armada?

—El mandato que el pueblo venezolano ha dado a la Fuerza Armada está perfectamente recogido en el texto constitucional del 99 y de una manera que resume todo, para mí, en el artículo 328.

Siempre he tomado buen cuidado de señalar que no soy vocero de la Fuerza Armada. Se han alzado voces diciendo, que eso ha sido un llamado insurreccional a la Fuerza Armada. Digo que es una interpretación sui géneris de esa posición, porque, estoy invocando el espíritu de la Constitución vigente, para nuestra institución.

Nosotros somos muy prácticos, los soldados, la misión está aquí. La misión y el para qué, todo está resumido aquí, hablando en términos militares, en el articulo 328, “Sus pilares fundamentales son la disciplina, la obediencia y la subordinación”.

Pero esta obediencia, subordinación y disciplina, no es ciega, irracional, incondicional. No es una lealtad a ciegas, es una lealtad, obediencia, subordinación y disciplina, precisamente a los supremos intereses y cometidos de la nación venezolana, toda, no de una persona o parcialidad.

2001

Diosdado sale a silenciar los “ruidos de sable”

Diosdado Cabello, gobernador del estado Miranda, se dirigió a la Fuerza Armada Nacional (FAN) para advertir que quien tenga ideas de propiciar un golpe de estado a través del componente militar ''está bien equivocado'', a la vez que señaló que el efecto ''mediático'' de la alocución del general Raúl Isaías Baduel, ex ministro de Defensa, ''se agotó''.

Así lo refirió durante el programa dominical de José Vicente Rangel, ex vicepresidente ejecutivo, donde además acusó a la oposición venezolana de pretender implementar ''a corto plazo'' un golpe de Estado como el del 11 de abril del 2002.

''El que tenga esas ideas de pensar que por la vía de la FAN va a tomar iniciativa de golpe está bien equivocado''. Aseguró que ''pudieran salir dos o tres personas que ya se fueron de baja, compañeros de Baduel que pudieran acompañarlo en esta aventura política que él está iniciando - destacó - bueno, van a salir retirados y sin tropas''.

Agregó que de acercarse a un batallón o destacamento de la Guardia Nacional (GN) ''se estrellarán con un muro enorme'' pues - dijo- que la nueva guardia bolivariana es ''distinta'' a la del 2002. ''Es una muestra representativa de lo que está en Venezuela''.

Cálculo equivocado

Para Cabello, el pronunciamiento del general Baduel contra la reforma tuvo sólo un efecto mediático que se ''agoto con rapidez'' y lo comparó con los militares que en el 2002 manifestaron su disidencia con el Gobierno. Destacó que el militar retirado ''hizo un cálculo equivocado'' al pronunciarse justo un día después de la marcha del chavismo.

Dijo que este hecho junto a la interrogante de por qué no expresó su desacuerdo mientras ocupaba el cargo de ministro ''siembra dudas'' en los venezolanos y añadió que ''esta manera de asumir la situación conduce al tema de la violencia'' lo cual - indicó – no le conviene al Ejecutivo nacional.

El dirigente del PSUV señaló a la oposición como generadora de violencia en el país. ''Su formato es la conspiración, el golpe, la guarimba, el terrorismo y entre sus trucos está acusar al Gobierno del presidente Hugo Chávez de dar un golpe contra la Constitución''.

Relacionó esta afirmación con el general Baduel, episodio que -consideró- ''demostró'' que la democracia está presente en Venezuela ''donde cada quien dice lo que quiere sin riesgo alguno. El hecho mediático pierde su impacto en la sociedad y los que apuestan a la sorpresa y a liderazgos salvadores, que se bajen de esa nube pues el ciudadano ha adquirido un elevado nivel de conciencia y capacidad de decisión que lo hace invulnerable a las manipulaciones''.

''Por eso (el pueblo venezolano) asimila sin traumas el caso Baduel y le da la espalda a las prédicas tremendistas para acabar con el proceso democrático y revolucionario. Por eso fallan algunos cálculos y se derrumban orgullos y delirios''.

La Verdad
Publicar un comentario