26 septiembre 2008

Caso del Maletín. Recopilación (115)


Caricatura de Rayma. Tomado Diario El Universal

Uzcátegui ofreció a Antonini la mitad de los 800 mil dólares


Miami.- Aquel lunes 6 de agosto de 2007, la recepción del presidente Néstor Kirchner a Hugo Chávez en la Casa Rosada comenzó a las siete de la tarde. Pocos minutos después, una televisión argentina informó por primera vez del misterioso maletín con 800.000 dólares retenido en el aeropuerto. Fue el germen de un escándalo que crecería como la espuma, aunque sus protagonistas todavía no lo supieran. Dos de ellos, Guido Alejandro Antonini y Diego Uzcátegui, el entonces presidente de Pdvsa Sur, almorzaron con otros miembros de Pdvsa horas antes de la visita a la Casa Rosada.

"Diego me dijo que recogiera el dinero, que algún argentino me acompañaría, que me quedara con 50% porque la aduana me multaría con otro 50%, y que de esta forma el problema sería una infracción menor", declaró ayer Antonini en su tercera comparecencia en el juicio de Miami.

Así que según el "gordo", fue el propio Uzcátegui quien le ofreció quedarse con la mitad de los 800.000 dólares -admitiendo que era suyo- para zanjar la historia. También contó, interrogado por la defensa, lo que ocurrió en el aeropuerto. "Fui al único que pidieron abrir la maleta, me dijeron que venía de camino una responsable de aduanas. Cuando llegó, la mujer señaló que la mandaron para arreglar el asunto y que si no firmaba el acta, tendría problemas. Yo pedí varias veces que llamaran a Uberti, pero no sé si hablaron con él".

Mientras Antonini estaba pendiente del acta (que firmó cinco horas después de llegar "porque creía que era la única forma de salir de allí"), Daniel Uzcátegui contaba el dinero, metía billetes en el maletín de Antonini "y después me dijo que había pagado a un oficial". Aquel oficial que aceptó el soborno es, según Antonini, Daniel Ingrosso. La mujer que le obligó a firmar el acta se llama María Cristina Galli.

Y continuó: "yo no vi los 3.000 dólares que Daniel metió en mi maletín hasta que llegué a Miami y se los entregué al FBI. En el aeropuerto di la dirección de Franklin Durán en Caracas porque no quería que supieran que era ciudadano estadounidense".

Al día siguiente de su llegada, el domingo 5 de agosto, el ex funcionario argentino Claudio Uberti visitó a Antonini en el hotel Sofitel de Buenos Aires. Tomaron un café.

"Uberti me ofreció un permiso para exportar carne o lo que quisiera y me dijo que había hecho algo grande por él y por su país. Pero yo le dije que no quería nada, que sólo necesitaba que solucionaran el asunto", dijo Antonini.

Poco después Antonini fue a la habitación de hotel de Diego Uzcátegui. En aquel encuentro estuvieron también Marjorie Gutiérrez y Daniel.

"Diego me dijo que los argentinos tenían que arreglar el problema, preguntó a Daniel por la otra bolsa con los 4,2 millones de dólares y dijo que estaba cansado de venir a Argentina con maletas así". Fue en ese momento cuando el abogado de Franklin Durán, Edward Shohat, puso en duda su testimonio: "Si el resto de las maletas de aquel vuelo salieron del aeropuerto, excepto el maletín con los 800.000 dólares, ¿no le parece extraño que Uzcátegui pregunte por los 4,2 millones?", le cuestionó Shohat. "Objeción", gritó el fiscal. "Eso de los 4,2 millones y la segunda maleta es todo mentira, ¿no?", saltó Shohat. "No señor", contestó Antonini.

Shohat continuó con el FBI. "Cuando usted le dice a Durán que no quiere su dinero para el abogado, sino que es el Gobierno venezolano el que debe pagar, ¿le dio esa instrucción el FBI? "Sí", dijo Antonini. ¿Quién sugirió que escribiera la carta a Chávez? "El cónsul en Miami, Antonio Hernández Borgo". El FBI redactó la carta a Chávez, diciendo que estaba dispuesto a responsabilizarse del dinero del maletín y que necesitaba dos millones". "Sí".

Por último, Shohat volvió a sacar la conversación entre Antonini y Rangel Silva, en la que el primero le advierte que si no recibe pronto el dinero, dirá la verdad. ¿Presionó usted al Gobierno venezolano para que le pagaran a pedido del FBI? "Sí señor", reconoció el hombre del ma- letín.

La defensa de Durán terminó anunciando que traerá a un testigo de fuera. Seguramente será venezolano.

El Universal

Confiesa preocupación por extradición a Argentina

Antonini no fue a recoger el dinero, como le pidió Uzcátegui. Salió de Buenos Aires el 7 de agosto hacia Uruguay, y finalmente a Miami. Una semana después ya estaba colaborando con el FBI. ¿Sus motivaciones?

Según Edward Shohat, abogado de la defensa, tenía miedo de ser extraditado a Argentina. Y en una conversación con Marjorie Gutiérrez el 29 de septiembre de 2007 (una conversación que no ha sido admitida como prueba), el "gordo" reconoció que acudió al FBI porque sabía que les interesaría el caso debido a las relaciones exteriores entre EEUU y Venezuela.

Shohat le preguntó si tenía miedo a la extradición a Argentina. "Por supuesto que me preocupa. Me preocupaba cuando fui al FBI y me preocupa ahora. No he hablado de la extradición con la Fiscalía. Sólo con mi abogada. Ella me dice que debemos esperar a que termine el juicio".

El Universal

"La maleta es invento de la CIA y el FBI"

El presidente Hugo Chávez subrayó ayer que los organismos de inteligencia de Estados Unidos han hecho un "invento" en torno al decomiso de 800 mil dólares a un venezolano en Buenos Aires para "dañar" las relaciones entre Venezuela y Argentina.

"Me condenan por una maleta por allá (EEUU) que inventó el FBI y la CIA para tratar de dañar las relaciones del Gobierno de Argentina con el Gobierno venezolano", declaró Chávez en Moscú, en entrevista telefónica con la estatal Venezolana de Televisión (VTV), reseñó Efe.

"Los pitiyanquis tratan de minimizar" las denuncias de magnicidio, afirmó el jefe de Estado. "Ellos estarían muy contentos de que a mí me mataran", subrayó.

Pero añadió que confía "en la eficiencia" de "los elementos de la seguridad del Estado" para impedir el complot. "Estamos apagando candelitas (fuegos) y abortando planes violentos", aseguró el Presidente.

Hugo Chávez se encuentra en Moscú, tercera parada de la gira de una semana de duración, que inició el domingo en Cuba, prosiguió en China e incluye, además de Rusia, a Francia y Portugal.

La justicia de EEUU acusa a 4 venezolanos y un uruguayo de actuar como agentes del Gobierno de Venezuela en ese país en una operación para esconder la procedencia de los 800 mil dólares incautados en Buenos Aires, en agosto de 2007, al empresario venezolano-estadounidense Guido Antonini Wilson.

La semana pasada, Chávez dijo que el juicio que se celebra en EEUU sobre el caso del maletín es una "operación basura" y pidió la extradición de Antonini Wilson.

"¿Por qué el Gobierno de EEUU no extradita al bandido que es este empresario venezolano-norteamericano (Antonini) protegido allí por Estados Unidos? Aquí también tiene una orden de captura de la Interpol por una causa pendiente en Argentina por lavado de dinero. Lo tienen allá protegido y chantajeado", dijo el Presidente.

La Fiscalía de Venezuela ordenó el pasado 1 de agosto la "aprehensión" del empresario Guido Antonini.

El Universal
Publicar un comentario