01 septiembre 2008

Caso del Maletín. Recopilación (99)

Antonini, Kauffman y Durán volverán a verse desde mañana

Mañana empieza el juicio que una corte de Miami sigue contra tres venezolanos y un uruguayo señalados de actuar como agentes encubiertos del Gobierno de nacional.

La jueza Joan Lenard dirigirá el proceso que se sigue contra las cuatro personas señaladas de haber conminado al empresario Guido Antonini Wilson para que no revelara el origen y destino de los 800.000 dólares que el pasado 4 de marzo llevó de Venezuela a Argentina en un maletín.

El venezolano Franklin Durán, ex socio de Antonini, será el único acusado. El fiscal Thomas Mulvihill le imputa haberse confabulado con los otros el haber obligado a Antonini a ocultar el origen de los 800.000 dólares.

Los mismos cargos pesan contra los venezolanos Jo- sé Cánchica Gómez, Carlos Kauffmann y Moisés Maionica, así como sobre el uruguayo Rodolfo Wanseele Paciello. Sin embargo, a excepción del primero, que está prófugo, Durán es el único que no se declaró culpable.

Tras más de seis meses sin verse las caras, los acusados se reencontrarán en un juicio que empieza mañana. Desde que se convirtió en colaborador del FBI, Antonini ha estado oculto y en silencio, sin ser requerido por ningún juez en Estados Unidos, donde no han dado al procesado la solicitud de extradición que pidió la justicia argentina.

Antonini colaboró con el FBI para grabar a sus antiguos socios en una conversación que los involucra como agentes encubiertos del Gobierno nacional. Según el abogado de Durán, ahora deberá explicar quién le dio los 800.000 dólares y para qué viajaba con ellos a Argentina.

De acuerdo con la agencia Efe, varios de los documentos presentados antes del juicio reflejan que el proceso será el escenario de un fuego cruzado entre Antonini y sus ex socios, que están presos desde finales del año pasado. Los abogados de los imputados han advertido que ahora Antonini deberá responder a la traición de las grabaciones.

Se espera que el proceso confirme o desmienta si es cierto que la maleta de 800.000 dólares era un regalo de Venezuela para financiar la campaña de la hoy presidenta de Argentina, Cristina Fernández.

El Universal
Publicar un comentario