02 septiembre 2008

Otra vez sin luz 50% del territorio

El tercer apagón de grandes proporciones en lo que va de año afectó 50% del territorio nacional, inhabilitando temporalmente servicios básicos como el metro y sembrando nuevas preocupaciones sobre el estado del servicio eléctrico.

En total, se produjeron dos interrupciones a partir de la 1:50 de la tarde de ayer que afectaron a la Gran Caracas y a Apure, Aragua, Bolívar, Carabobo, Falcón, Lara, Mérida, Nueva Esparta, Portuguesa, Táchira, Trujillo y Zulia. El apagón general en los Andes fue confirmado por el directivo de Cadafe en esa entidad, Carlos Sánchez.

El presidente de la Corporación Eléctrica Nacional, Hipólito Izquierdo, informó que a las 4:30 de la tarde el servicio eléctrico capitalino estaba restablecido en 80%, lo cual excluye a parte de la periferia de Caracas (Oscar Augusto Machado, que sirve a Los Teques, estaba al 100% y Tacoa estaba aportando 400 megavatios). Se preveía que entre 6 y 7 de la noche Caracas y Zulia contarían con total normalidad en el servicio eléctrico.

Aunque no especificó las causas del apagón, Izquierdo confirmó que la línea de alta tensión de 800 kilovatios que va del embalse Guri al centrooccidente del país registró una perturbación entre las subestaciones La Arenosa y San Gerónimo, prácticamente las mismas que se vieron afectadas el 21 de julio, cuando nueve estados del territorio nacional se quedaron sin luz eléctrica por "descargas atmosféricas" en Villa de Cura.

Meses antes, el 29 de abril, el sistema interconectado nacional había registrado una perturbación de grandes proporciones que dejó sin luz a 15 estados.

"Seguimos investigando (las causas). Las líneas de alta tensión sufrieron en hora pico y eso afectó varias líneas hacia otras zonas del país", indicó Izquierdo a VTV. Añadió que las perturbaciones fueron breves en la mayoría de los estados y que la carga que salió de servicio fue de 5 mil megavatios en total, bastante mayor que los 2.000 MW del episodio de julio.

Vulnerable

Tras solicitar "calma y paciencia" a la colectividad, el presidente de Electricidad de Caracas, Javier Alvarado, especificó que la capital estaba importando alrededor de 1.000 megavatios del sistema interconectado cuando se cayó la línea del Guri. Ello fue la causa de que el apagón se sintiera especialmente en la capital, en donde la luz se interrumpió alrededor de 20 minutos a la 1:50 de la tarde y media hora entre 3:00 y 3:30 p.m.

Según el resumen diario de Opsis (Oficina de Operación de Sistemas Interconectados), hasta el domingo 31 de agosto una de las tres plantas de Tacoa que sirve a Caracas estaba fuera de servicio. Según EDC, en condiciones normales la capital toma del sistema interconectado unos 480 megavatios, pero al estar una unidad inactiva estaba importando 1.000 MW. Alvarado añadió que la demanda tenía un pico de 2.100 MW para el momento de la falla.

Las cifras de Opsis también revelan que Planta Centro continúa operando con una sola de cinco plantas, por lo que su aporte al sistema interconectado se limita a un máximo de 200 MW. Esta planta -la número tres- fue puesta en operación tras el último gran apagón del 21 de julio y se anunció que otras unidades se reactivarían.

Con respecto a Occidente, Termozulia tenía sus tres plantas activas el domingo, pero Ramón Laguna -que se surte del gas que se importa de Colombia- tenía una unidad inactiva.

Tanto Izquierdo como Alvarado insistieron en recordar los proyectos que se prevén para ampliar a largo plazo la capacidad de generación, particularmente en Caracas. No obstante, de ello se desprende que a corto plazo no hay solución posible para evitar por completo las fallas.

Publicar un comentario