21 diciembre 2008

El circo de "Yo, el indispensable"

"Un diputado golpeaba la mesa con un micrófono, otro pateaba y brincaba. La señora Flores gritaba vítores al comandante Chávez. Hay que nombrarlo emperador del mundo, decía fuera de sí. El diputado Herrera, que había sido orador, coreaba aquello diciendo, por lo menos emperador de América. De repente sobre el estruendo de las voces airadas de los grupos alborotados, se oía un "c. de m." o un "hijo de p." que provenían de algún diputado que había ya recorrido la gama de los insultos sin satisfacerse. Era una vergüenza que el Parlamento venezolano diera aquel espectáculo. La escena que acababa de ver era digna de un botiquín del suburbio más bronco, de un burdel a media noche en algún recodo maldito. No podía encarnar la representación nacional aquella Asamblea de gentes primitivas, incultas y desmandadas. Mejor sería que todos aquellos fueran voceros de algún gremio de contrabandistas". Lo anterior es parte de la crónica de Domingo Alberto Rangel en El Mundo (18-12-2008) sobre la primera sesión de la AN dirigida (vanamente) al logro de la reelección indefinida de Chávez

Cuando este jueves la sesión parlamentaria concluiría con la primera "discusión" de la Enmienda, los gritos estentóreos de ¡Uh, ah, Chávez no se va!, fueron coreados también por los gobernadores y alcaldes chavistas, quienes han abandonado sus regiones para formar parte del combo de "Yo, el indispensable". El circo esta vez incluyó el simulacro de "pueblo" apostado a las afueras del hemiciclo (que ahora deben haber pasado de la nómina de la Alcaldía Mayor a la de la AN). El show incluyó el desfile con cajas muy livianas supuestamente contentivas de los aún más presuntos cuatro millones de firmas recogidas a punta de amenazas a los empleados públicos. "En el CICPC y la PM están obligados a firmar. A los jefes les impusieron recoger una cantidad de rúbricas por la Enmienda. Los policías siguen clamando por el pago de deudas" (El Mundo 17-12-2008). A los que participaban en los operativos de cedulación no les entregaban la cédula si no firmaban primero: En "el hallacazo" los obligaron a firmar so pena de no venderles el pernil o los ingredientes de las hallacas. La mentira tiene patas cortas. Una rojita alardeó en la AN al sacar un amplio fajo de supuestas firmas" por si acaso las dudas", y al hojearlas ante las cámaras de televisión, éstas captaron la blancura de las páginas interiores sin una sola rúbrica.

El circo transcurre de espaldas al clamor popular por servicios públicos decentes, seguridad, trabajo y vivienda. El caricaturista Weil (TalCual 16-12-2008) lo graficaba con unos delincuentes que huían del lugar donde quedaba una madre con el hijo muerto en sus brazos, mientras exclamaba "U-A, la delincuencia no se vaaa". La culpabilidad extrema del gobierno se expresó con el caso reciente de un padre que, cansado de esperar en Casalta III a los organismos de seguridad, con inmenso dolor decidió trasladar personalmente hasta la sede del CICPC, el cadáver de su hijo asesinado. Los funcionarios del CICPC no disponen de vehículos oficiales, ni para transportar cadáveres ni para sus demás funciones. ¿No indigna que Chávez haya regalado más de cien camionetas y otras tantas motos a los policías y militares bolivianos, mientras los nuestros tienen que andar a pie? ¿Se preocupan acaso los diputados que gritaban "El comandante se queda, se quedaaaaa", que ese mismo día asesinaran con subametralladoras a cuatro personas en Guaremal y otras tres que se encontraban cerca resultaran gravemente heridas?, ¿que ese mismo día el petróleo más liviano (WTI) cayera a $ 39 y el venezolano a $ 27, a pesar del enorme recorte OPEP de más de 2 millones de bpd? ¿No les parece grave que las reservas hayan caído en más de $ 2 mil millones en un mes y que la intención de Chávez sea liquidarlas irresponsablemente? ¿Les gusta que Pdvsa venda ilegalmente dólares en el mercado libre, ante la mirada cómplice del BCV? ¿Le han echado una mirada al caos de Sidor (con caída de la producción y pérdidas millonarias) y a la quiebra ostensible del resto de las empresas de Guayana? ¿No les avergüenza celebrar el saqueo llevado a cabo por sus malandros rojitos en las gobernaciones y alcaldías que perdieron, al ver que tales delitos van en contra de los más pobres? ¿Se han enterado que el riesgo país esta por encima de 1.800 puntos, que nos está devorando la inflación, que la gigantesca deuda venezolana ha sido calificada de negativa y que si la cosa sigue como va, en 2009 el gobierno será tragado por las protestas laborales y sociales, a las que se unirán los descontentos de las misiones?

¡Claro que se han dado cuenta! Por eso la prisa en realizar la Enmienda. Sin embargo, más vale que se vayan acostumbrando a lo que les viene: porque "NO" fue NO el 2D; y será NO hoy, mañana y siempre.

Publicar un comentario