08 abril 2010

Runrunes del 08ABR10

Justificar a ambos ladosalto

"NIDO o 'FRENTE' DE ALACRANES". Quien alguna vez fuera gobernador de Amazonas por el dedo del presidente Lusinchi y luego dirigente importante de La Causa R y PPT, jefe de campaña de Chávez e importante factótum en el poder del PSUV y en el Estado Mayor Militar, el general Alberto Müller Rojas, tuvo a bien describir con esa frase -en uno de sus primeros roces dentro del poder rojo- al entorno del comandante Presidente. Reiterándolo recientemente, de forma más contundente, dejó una vez más su militancia en el partido de gobierno. Habló de la falta de diálogo con Chávez y de un informe que nunca le recibieron. La verdad es que el reporte sí llegó a la cúpula del régimen en las manos del superministro Diosdado Cabello. Cómo será de grave lo que allí apunta que hasta "Marciano" señaló que era una alarma encendida más fuerte que la de Henri Falcón. Los hechos que aquí detallo lo confirman: Las discrepancias entre la cúpula militar y la cúpula civil radical del proceso se han acentuado de tal forma que hasta golpes y arañazos se han dado en pleno palacio presidencial. El poder del vicepresidente Elías Jaua ha crecido de manera exponencial en su enfrentamiento con los militares, a los que ha sacado de varios puestos de confianza, empezando por la abrupta salida de quien fue su antecesor en el cargo, el coronel Carrizález. Desde que llegó al cargo no ha cejado en lograr su objetivo de colocar figuras del llamado Frente Francisco de Miranda en los cargos más cercanos al Presidente y, sobre todo, en los que pueda desarrollar más poder en conchupancia con los cubanos que encabeza Ramiro Valdés. El Frente se define como "una fuerza antiimperialista, disciplinada, dinámica y organizada; fundamental en la lucha por erradicar la pobreza en todas sus manifestaciones y por alcanzar la igualdad social en Venezuela" y en su web tiene los vínculos con las páginas cubanas y del pensamiento de Fidel Castro. Su nuevo lema es "por la revolución hasta la humillación" y así han ido escalando posiciones clave en el Gobierno. La secretaria por diez años del caudillo fue botada por Jaua y tiene en la mira hasta edecanes de alta confianza como Chourio y Morales. El jefe de protocolo presidencial fue echado por la ministra de Secretaría, Isis Ochoa, miembro del FFM, quien discutió y se fue de las manos con el coronel Erling Rojas Castillo, quien fungía de viceministro, y al botarlo nombró a un jovencito de 25 años, José López, en el cargo. La ministra de Comunas, Érika Farías, es otra ficha del FFM y los dos involucrados vienen de trabajar con ella. Los encontronazos no cesan y uno de los últimos pudo presenciarlo el comandante cuando por poco se iban a las manos Cabello y Jaua cuando el militar le gritó "traicionero" al civil tras recordarle que su esposa, al frente de Cemex, lo que ha hecho es demorar los acuerdos con las cementeras para presuntamente sacarle provecho personal. En el Ministerio de Turismo los más de cien botados tras la salida del ministro Morejón fueron sustituidos por miembros del FFM. Por los pasillos del palacio de Miraflores se siente la pugna, ya que algunos oficiales que despachaban desde oficinas en la sede presidencial fueron enviados a otras construidas en la zona de los estacionamientos para alejarlos del entorno del caudillo. Hoy Elías Jaua tiene infiltrado todo el Alto Gobierno. Trasládese esto a otras instancias del régimen -o del PSUV- y entenderemos el apuro en el partido por adelantar las primarias para tratar de parar los graves enfrentamientos que están tratando de esconder. Para distraernos vienen medidas como la nueva geografía del país -ya pusieron a trabajar horas extras y a toda máquina a Cartografía Nacional- con la designación de 9 vicepresidentes (¿militares o civiles?) a los que se les otorgarían poderes por encima de los gobernadores y alcaldes electos por el voto popular y, por ende, los recursos que quitarían a los anteriores. Los cambios ministeriales los seguirá haciendo por cuentagotas.

medio

¿PREMIOS SIN CASTIGO?. Hay quienes acusan al caudillo de permitirle a sus colaboradores, sabiendo lo ineficientes que son, llenarse de dinero por negocios rojos rojitos y luego sacarlos del cargo o reciclarlos sin averiguación sobre sus nuevos y millonarios capitales personales. El caso más reciente de la salida del ministro Rodolfo Sanz de Guayana obedecería a un informe detallado sobre la supuesta venta de los llamados "bonos de oro" por adelantado a los chinos por un valor más allá de los mil millones de dólares en combinación con un importante corredor de la bolsa y una intermediaria en las colocaciones a la que apodan "la niña dorada". La queja de los rusos sobre este negocio alertó al alto entorno...

bajo

¿CÓFE? Muchas mentiras giraron en torno a la visita a Venezuela del primer ministro ruso, Vladímir Putin. Desde la energía nuclear hasta la carrera espacial. Chávez fue engañado por sus colaboradores y él, a su vez, nos engaña, al anunciar que nuestro país exportará café a los rusos. Lo escuchamos decir: "ellos -los rusos- necesitan importar café, eso requiere de nosotros buenas estrategias porque no se trata de cualquier café sino que debemos ser muy científicos, seleccionar un área cafetalera, levantar la producción especialmente para exportarla... ". Sin embargo, todos los técnicos del mismo Gobierno saben, y así lo he escrito aquí, que durante dos años seguidos nuestra producción se ha hecho deficitaria y somos nosotros los que debemos importar café de terceros países para que podamos tomarnos un negrito o un marrón. El Plan Café que con tantos bombos y platillo Chávez anunció y que implicó inversiones por encima de los 2 mil millones de bolívares, resultó todo un fracaso, una verdadera estafa. Estamos importando café desde Brasil, Nicaragua y Honduras. La cosecha de este año es menor en 20% a la del año pasado. ¿Quién entiende, entonces, que le ofrezcamos a Putin enviarle café? ¿En qué sana mente cabe suponer que el líder de un poderoso Gobierno como el ruso no está debida y previamente informado de que nosotros no tenemos café para negociar con ellos ni con nadie? Entonces, ¿hacia dónde apunta la viveza de Putin cuando le acepta esta mentira a Chávez? ¿Quiénes son los estafadores rojos rojitos que venden un café venezolano que no existe, apoyándose en la verborrea y en los millones del presidente venezolano? ¿Dónde queda la Cancillería? ¿Dónde está el vicepresidente de la República que viene de ser el ministro del agro bajo cuya gestión se aprueba y fracasa el Plan Café? ¿Estamos o no frente a una estafa más?..

Publicar un comentario