14 marzo 2008

Hoy en la educación venezolana (02)

Matrícula oficial descendió el año pasado en 2.536.897 alumnos

Son los números de la Memoria y Cuenta 2006-07 del Ministerio del Poder Popular para la Educación (MPPE) los que revelan la contracción del sistema educativo formal y de las misiones. En un año la matrícula de la enseñanza oficial disminuyó de 10 millones 216 mil 187 estudiantes a 7 millones 679 mil 290 alumnos en todo el país.

Al cotejar los indicadores, el ex presidente de la Comisión de Educación de la Asamblea Nacional , José Luis Farías Farías, denuncia el "fracaso del sistema escolar para captar la demanda de estudiantes y la caída brutal de las matrículas de las misiones educativas".

Para el dirigente político, se pone al descubierto que el Gobierno cometió un "fraude a la nación y a los pobres de forma espantosa. Se está jugando con la ilusión de la gente. Se evidencia que son sólo anuncios y no realidades", exclama.

De acuerdo a las estadísticas, las razones de la caída de los índices oficiales serían: El bajo número de nuevos inscritos en el año 2007 en la Escuela Básica. En total apenas ingresaron del primer al séptimo grado 27 mil 725 nuevos estudiantes. Otra causa es la baja en la inscripción de las misiones educativas. En el período 2005- 2006 se registraron 4.132.556 alumnos, mientras que en el año escolar 2006-2007 apenas se inscribieron 1.516.429 estudiantes. La revisión de la memoria permite un nuevo hallazgo: la existencia de la Misión Robinson III. Programa educativo que no ha sido oficialmente anunciado por el Ejecutivo. La matrícula de ese proyecto es de 72 mil 496 personas.

Crece la privada

Otro dato llamativo del informe anual del MPPE es que la educación privada registra un crecimiento consolidado desde el año 2005. En los últimos dos periodos se incrementó en 163 mil 121 nuevos alumnos.

Al estudiar el alza, la investigadora del Centro de Estudios del Desarrollo de la UCV, Mabel Mundó, concluye. "Se evidencian dos realidades: Por un lado, el sistema no está dando cabida a todos los que debería. Por el otro, crece la desconfianza del venezolano en la escuela pública, lo cual se ve reflejado en el aumento de la matrícula del sector privado". Para la docente, el bajo crecimiento que experimenta la población de los primeros grados de la Escuela Básica pone al descubierto que el Ejecutivo no "está cubriendo ni siquiera la matrícula del 1997. Con un barril de petróleo en alza el sistema escolar no crece".

El cruce de la matrícula por edad y año de estudios con las proyecciones demográficas del Instituto Nacional de Estadísticas indican que en 2007 había 1 millón 112 mil 882 párvulos entre 6 y 7 años de edad. De acuerdo al MPPE en toda la Escuela Básica habían 984 mil 490 alumnos en ese rango de edad. En total 128 mil 392 niños están fuera del sistema educativo.

Esta exclusión se repite en el séptimo grado. La misma operación expone que 152 mil 233 niños con edades comprendidas entre los 11 y 14 años están fuera de la Escuela Básica.

Puro cuento

Al revisar las proyectos de infraestructura del MPPE, José Luis Farías denuncia una "gran estafa", pues no se concretó ni siquiera 50% de las estimaciones de edificación de planteles. Aclara que no fue por falta de dinero, se erogó 555 millardos de bolívares, sino por la inoperancia del Ejecutivo.

En tal sentido enumera: "Se estimaron 104 simoncitos, pero sólo construyeron 7. Planificaron 3 escuelas indígenas y no levantaron ninguna. Se prometieron 291 nuevas aulas de preescolar, pero sólo rehabilitaron 119". En su inventario, Farías agrega: "Se anunciaron 446 nuevos planteles, y sólo aparecen 25. Rehabilitación de 22 Escuelas Técnicas y sólo realizaron 22 , y construyeron una sola".

El Universal

Docentes de la AVEC objetan "exclusión" y "reduccionismo"

Varias son las observaciones expresadas por los docentes de la Asociación Venezolana de Educación Católica (AVEC) que asistieron a las Jornadas del Currículo Bolivariano, del 03 al 07 de marzo en el Colegio Champagnat, al contenido presentado por el Ministerio del Poder Popular para la Educación (MPPE).

Al respecto, los pedagogos no comparten "el empleo permanente de adjetivos para acompañar los sujetos y conceptos abordados: "nuevo ciudadano", "nuevo republicano", "trabajo liberador", "educación emancipadora", "educación bolivariana". Esto, porque según ellos, "implícitamente" se establecen diferencias que conducen "a la exclusión y no a la inclusión".

Por ello proponen que se respete el derecho a la igualdad que consagra la Constitución, y en tal sentido exhortan a que se "revisen" y "corrijan" los textos con conceptos universales de "ciudadano", "educación" "trabajo" sin ninguna otra calificación.

La otra observación que se registra en el informe de AVEC se refiere al "reduccionismo" en el análisis que hacen los funcionarios del MPPE de la reforma curricular de 1997. En el CB se señala que ese proceso: "fortaleció los valores propios del sistema capitalista: el individualismo, el egoísmo, la intolerancia, el consumismo y la competencia feroz. A su vez promovió la privatización de la educación...". Para los maestros es una "visión cargada de juicios de valor y presenta una perspectiva parcelada y no objetiva en su análisis".

En contraposición a la postura oficial, expresan: "Abogamos por una visión de proceso histórico, enriquecedor, perfectible y plural por un modelo repleto de maniqueísmos y dicotomías. Estos juicios de valor nos presentan una dicotomía carente de veracidad y reduccionista: capitalista igual al hombre malo frente al socialista que encarna al hombre nuevo. Deseamos resaltar que el egoísmo, la competitividad y la intolerancia, son debilidades de la naturaleza humana, no males intrínsecos de ningún sistema", recalcan.

Sin fundamentos

En cuanto a los pilares: aprender a crear; convivir y participar; valorar y reflexionar, concluyen que "no tienen fundamento psicopedagógico y todos están dirigidos hacia la "formación del nuevo republicano", y que lejos de fomentar la creatividad, la encasillan y perfilan en una sola visión.

"En realidad, más bien orientan decididamente hacia la formación de un tipo de ciudadano para seguir la doctrina política del Gobierno. Extraña el término en el último párrafo de este capítulo "la nueva geometría territorial y su dinámica", pues esto se entiende desde una propuesta política que no se aprobó y aparece aquí". Por último, rechazan que los califiquen de "acríticos". gm

El Universal
Publicar un comentario